¡Odio a los actores!

Ben Hecht